Skip to content

Las casas encantadas de Madrid

¿Quieres un Halloween diferente? Si te gusta pasar miedo, te propongo unas visitas en Madrid que no podrás olvidar.

En Madrid capital puedes encontrarte con la leyenda de que el Palacio Real se construyó sobre terrenos que estaban habitados por brujas, duendes y fantasmas, y que empezaron a manifestarse por haber visto perturbada su paz.

Palacio Real. Fuente: Pikito Madrid.

Primero se edificó El Alcazar Real que se incendió a finales de 1734. Sobre sus cenizas, un año más tarde, Felipe V mandó construir un nuevo palacio. El arquitecto murió sin poder concluir su obra; dicen que el rey lo mandó torturar para que no se pudieran edificar réplicas de su palacio. Cuentan que una de las cabezas que adorna el frontispicio del Palacio representa al arquitecto y que algunas noches se oyen voces y ruidos.

Palacio de Linares. Fuente: Hermenpaca.

Uno de los lugares encantados más conocidos de Madrid es el Palacio de Linares en el que vivió el Marqués José de Murga que se casó con Raimunda de Osorio, de padre desconocido; las leyendas que han rodeado a la pareja hablan de un matrimonio entre medio hermanos y una hija emparedada para salvaguardar el buen nombre de la casa.

La Iglesia de San Ginés fue saqueada por unos ladrones que cortaron la cabeza a un anciano que allí se encontraba. Semanas después, cuentan que una sombra sin testa apareció en la puerta del templo. Era el ánima del hombre asesinado. Con el tiempo este fantasma desapareció, hasta ahora…

Lo que hoy es el Ministerio de Asuntos Exteriores fue la Cárcel de la Corte entre 1629 y 1831, año en que los presos fueron trasladados al antiguo Saladero de Tocino porque se decía que habían contraído una peligrosa epidemia y se temía que se extendiera fuera de las rejas. Después del traslado, los vecinos seguían asegurando que se oían gritos desgarradores.

En el Ministerio de Cultura o La Casa de las Siete Chimeneas  vivió el Capitán Zapata, que murió en la guerra de Flandes al poco tiempo de contraer matrimonio. Las historias cuentan que su esposa, Elena, apareció muerta en su dormitorio en extrañas circunstancias y mas tarde su cadáver desapareció misteriosamente.

Museo Reina Sofía. Fuente: Martinaa.

El Museo Reina Sofía fue el Hospital General durante años. En aquel lugar murieron miles de personas que, cuenta la leyenda, fueron enterradas en su subsuelo. Así, empezaron a surgir multitud de historias sobre el Hospital. En 1992 se instaló allí el Guernica, de Picasso. A partir de entonces, los funcionarios del museo aseguran oír ruidos extraños, alarmas que se disparan sin motivo… Técnicos en parapsicología afirman que los hechos eran provocados por el ánima del artista, otros, que se trataba de la de un sacerdote que murió allí torturado en la Guerra Civil.

También nos encontramos en la provincia de Madrid con una curiosa ruta de antiguos hospitales, sanatorios de tuberculosis y psiquiátricos que no deja indiferente. A mediados del Siglo XX se construyeron a lo largo de la geografía española varios sanatorios aislados de los núcleos urbanos para tratar algunas de las graves pandemias que estaban asolando a la población civil; como la tuberculosis, la lepra, la polio, etc. En Madrid se concentraban en la sierra porque, hasta el descubrimiento de la penicilina y la estreptomicina, el aire fresco era el mejor alivio para este tipo de enfermos. Además, se comprobó que a partir de 1200 metros sobre el nivel del mar los casos de tuberculosis descendían drásticamente. El más conocido es el Sanatorio de La Barranca porque continuó en activo hasta 1995 como psiquiátrico y además se rodó en él la película “La noche de los Walpurgis” de León Klimovsky en 1971. Pero también hay que mencionar los sanatorios de La Marina y La Tablada y los Hospitales Hispano Americano y el del Santo Ángel de la Guarda; mi recomendación es no entrar en estos sitios, están en ruina y además te puedes llevar una multa de regalo.

Published inaventuraconsejoscuriosidadesde fiestadestinos destacadosUncategorized

2 Comments

  1. Sara Sara

    Hhuuuuuuhhhhhuuuuuhhuuuuuuuuuuu
    Que miedito!!!

  2. Ami me gustan mucho las casas encantadas, es una pena q la gente sea tan gamberra (garduña)para destrozar los sitios en algunos hasta acen el botellon es penoso¡¡¡¡¡¡pero bueno si algun dia se dan cuenta de como lo an dejao dejaran de acerlo……a lo mejor se les cae la casa encima de lo mal q esta por su culpaaaaaa jajajjaaaa““`bueno q las disfruteis¡¡¡¡¡¡???

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *